Pensamiento, diálogo y aprendizaje

pensamiento-dialogo

Después de respirar, lo primero que hacemos es dialogar. Primero con los demás, con nuestros padres y después, apropiándonos de esos diálogos, hablamos con nosotros mismos. Porque pensar es dialogar con uno mismo.

Nos apropiamos de las ideas de Vygotsky: el lenguaje tiene primero una función comunicativa y luego una función reguladora de nuestros pensamientos e ideas. Para Vygotsky, el contexto social influye en el aprendizaje más que las actitudes y las creencias; tiene una profunda influencia en como se piensa y en lo que se piensa. El contexto forma parte del proceso de desarrollo y, en tanto tal, moldea los procesos cognitivos.

El buen aprendiz dialoga con las voces de sus profesores y estudia de una manera o de otra un temario, siguiendo sus consejos. También el buen profesor, cuando prepara sus clases, invoca las voces de sus alumnos y establece un diálogo con ellas para decidir qué y cómo debe presentar un contenido.

Estas y otras interesantes ideas, que tienen una aplicación práctica en nuestras aulas, podemos encontrarlas en el Blog de El País Ayuda al Estudiante, del que ya he insertado otras entradas. Esta vez se titula “Esto que pienso no es digno de mí: dialogismo y educación.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: